Ya de regreso de Bolivia y aún como si estuviera allí, realmente han sido dos semanas muy intensas, con fuertes emociones y sentimientos que comenzaron hace 15 días.

Por lo pronto, y como casi todos los mortales, impactante el mal de altura, que no te lo crees hasta que no lo experimentas y te sientes como si estuvieras en una gran resaca diaria (realmente creo que era una sensación similar a pasar la noche anterior bebiendo sin parar).  Inicialmente iba muy ilusionado con ver el proceso de apuesta por el software libre de Bolivia, pensaba que existirían muchos avances y logros y realmente fue una de las cosas más frustrantes que pude experimentar.  Los primeros días, exceptuando la reunión con la ADSIB, Agencia para el desarrollo de la sociedad de la información en Bolivia, fueron dedicados a preparar las clases, conocer a un montón de gente increíble y un montón de [email protected] [email protected]

El primer sábado de clase, realizábamos balance, con la participación de todos los alumnos y algunas de las figuras claves de la Comunidad del Software Libre de Bolivia, y no podía ser más directo y sincero:  Magnífica la situación con respecto a los maestrantes, su evolución y compromiso, convencimiento de que en el Máster FLOSS se encuentran algunos de los actores que liderarán la revolución tecnológica de Bolivia, la apuesta de una vez por todas por la independencia y la soberanía, la lucha contra el colonialismo tecnológico, y en contrapartida, muy defraudados por el poco interés o más bien, por el inmovilismo de las autoridades que no han sabido subirse al carro de la soberanía tecnológica que otros muchos países de la región ya comenzaron hace años.  Agradecer una vez más a todos los amigos de los diferentes países que participaron en la maestría aportando su experiencia y visión, estando seguro que sin ellos, la maestría no hubiese sido tan completa.

El domingo para desconectar y gracias a uno de los maestrantes, el amigo Reynaldo, visitamos el lago Titicaca, el famoso pueblo de Copacabana y pude conocer un poquito más de Bolivia que no fuera la increíble ciudad de La Paz.

La segunda semana, de nuevo las clases y el disfrute en compañía de los maestrantes, algunas charlas en varias universidades, como la Universidad Franz Tamayo (muchas gracias a la incombustible Cecilia Chacón), la Universidad Católica Boliviana “San Pablo” gracias a otro gran activista, Iván Gutiérrez, y por supuesto, un taller y una conferencia en la Universidad Mayor de San Andrés, mi anfitriona y la universidad más grande del país.

En esta segunda semana si que tuve la oportunidad de reunirme con algunas autoridades del Ministerio de Educación, y los responsables del gobierno electrónico del Viceministerio de Planificación,  los responsables tecnológicos del Banco Central y del Banco Bisa (un banco con una apuesta muy decidida por el software libre), el Viceministro de Autonomías y por último, con el Secretario General de Vicepresidencia.  Pudiendo comprobar que si bien la estrategia digital en el país está muy retrasada, o mejor dicho, aún por comenzarla, si que existen algunos responsables políticos que realmente tienen preocupación por la situación, como son los casos del Viceministro y del Secretario General, con los que pude disfrutar de una visión política que hasta el momento parecía no existir. Así como algunos compañeros de Vicepresidencia, Geobolivia y ACB, que ya vienen trabajando con software libre desde hace mucho y que realmente tienen muy claro cual es la única opción de progreso, entre otros, Boris, Fernando, Davids, Reynaldo, Nicolás o Luca.

Igual de interesante conocer a los compañeros de la empresa Colosa, con más de 70 trabajadores dedicados en exclusiva a un modelo de negocio de software libre y cuya facturación principal es internacional, con presencia en más de 40 países y triplicando su facturación, y…. solo con software libre.  Enhorabuena.

Paralelamente, la satisfacción de incrementar mi amistad con los compañeros de la Comunidad y los maestrantes, agradeciendo la atención y cariño que me han trasladado todos, desde Tebo, Eliana, Reynaldo y Miguel Angel, Elizabeth a cada uno de los maestrantes.  El sábado en la despedida, no pudo ser más emocionante, comenzando por la propuesta voluntaria de aportar y colaborar con el desarrollo del país, y más aún, en las palabras de despedida de cada uno de los maestrantes, cuando escuché algunas de las afirmaciones que más pueden emocionar a cualquiera, como las recogidas por el bueno de Tebo en su twitter:Maestría de Software Libre y estándares abiertos

MasterFLOSS UMSA

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Con mi mayor agradecimiento a los amigos y amigas de Bolivia, el increíble grupo de maestrantes con los que he tenido la oportunidad de convivir durante dos semanas, los compañeros de la Comunidad, la UMSA, la Universidad Franz Tamayo, la Universidad Católica Boliviana y tantas y tantas personas que me hicieron desear regresar pronto a Bolivia, les envío un sincero agradecimiento.

En este día...


Ramón

Apasionado del Conocimiento Libre y de las personas. Autor de Software Libre y Comunicación

4 commentarios

Marcia · 25/04/2013 a las 11:59 PM

Sin duda alguna tu visita dejo con ojos abiertos a muchos, y con ganas de hacer mucho a otros tantos, mil gracias Ramon pues si dejaste muy buenas semillas, y espero que no sea la única vez que visites mi hermosa Bolivia.

fugito · 26/04/2013 a las 12:21 AM

Me alegra leer los progresos que, aunque lentos, se van haciendo en algunos paises en materia de software libre.

Yo llevo tambien desde el año pasado luchando en mi universidad por migrar todo el software de las practicas a alternativas libres, y asi poner fin a la deplorable situacion que tenemos ahora mismo tenemos los alumnos a la hora de realizar practicas de software.

Hablo con profesores y (con apoyo de la OSL de mi universidad) les ofrezco alternativas a su software, intentando poner facilidades para que no tengan dificultades a la hora de adaptar las practicas.

Siempre hay dificultades: tipos de software con dificil alternativa, profesores reacios al cambio… Incluso me sorprende ver a muchos compañeros que ven lo que hago como una forma de complicarme la vida, aconsejandome sobre diferentes formas de usar ese software privativo en GNU/Linux.

Pero, a pesar de todas las dificultades, cada dia me voy encontrando a mas profesores que piden alternativas libres, o incluso que ya las usan, en sus practicas; lo que hace que mi trabajo sea una experiencia bastante gratificante.

P.D.: Disculpad el tocho, supongo que esas experiencias os resultaran familiares a todos los que estais en este mundillo y con esta lucha, pero me gusta compartir mis experiencias.
Saludos a todos vosotros, y mis animos para que sigamos luchando por un mundo de cultura y software libre

Ramón · 26/04/2013 a las 8:28 PM

Fue un honor, muy agradecido. Saludos

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.